La problemática urbana en Popayán

i1-1

Las comunidades urbanas de Popayán continúan articulando sus luchas para exigir condiciones y garantías mínimas que les permita vivir dignamente.

Los inicios de la urbanización en Colombia son de gran importancia para nuestra historia; desplazamiento, viviendas sin servicios básicos y malos salarios, fueron en principio elementos articuladores de las luchas urbanas.

Estas luchas urbanas que comenzaron con el asentamiento de trabajadores rurales en las ciudades, con el objetivo de construir una vivienda que cumpliera con los mínimos requeridos, como servicios de agua, energía y alcantarillado; situación que se empezó a evidenciar en las nacientes ciudades colombianas, conllevando a que los trabajadores en aras de luchar por vida digna para sus familias, fueran organizándose para confluir en peleas por objetivos comunes: el derecho a la vivienda y otras necesidades vitales para la existencia de sus comunidades.

Popayán, capital del departamento del Cauca no está exenta de estos problemas que padece la ciudadanía: Luego del terremoto de 1983 la tradicional Popayán sufrió un duro golpe económico, social y familiar. La ciudad quedo devastada en su gran medida. Las ayudas económicas nunca llegaron: un estudio demuestra que de los 20.000.000 millones de pesos que se recogieran para entregar a la población afectada, solo se entregaron 500 millones, generando una crisis urbana de grandes proporciones y que hoy todavía vivimos; la explosión demográfica que ha venido sufriendo Popayán no ha sido efectuada de manera integral por el Estado colombiano, pues hay un sin número de barrios y asentamientos que mal viven sin servicio de agua potable o con escasez de esta, con alcantarillado deficiente, altas tarifas de servicios públicos, sin políticas urbanas integrales y con pobladores urbanos que sobreviven en medio del rebusque diario.

Ante ello, los habitantes urbanos se han venido organizando para exigir la solución a diferentes problemáticas que los aquejan: vivienda, vías, altos impuestos, servicios públicos malos y caros, desempleo.

Fernando Ramírez miembro del colectivo Somos Barrio expresa que “la situación que vivimos en Popayán es precaria para las grandes mayorías. Mientras el gobierno prioriza la privatización de compañías estatales como lo fue la antigua CEDELCA o dar el servicio público de las basuras a SERVIASEO, ataca de manera frontal los barrios populares. Hay una creciente persecución a los trabajadores informales que al no tener posibilidades de un empleo digno recurren al rebusque. Y qué decir de una vivienda digna; he trabajado con personal desplazado, que al no tener donde vivir, deciden ocupar un espacio, situación que el establecimiento lo soluciona mediante la represión sin darle la posibilidad de una vivienda.”

Ante estas situaciones, las organizaciones urbanas continúan articulado sus apuestas para exigir el derecho a una ciudad digna, con garantías plenas en derechos humanos, sociales, económicos y políticos, que priorice la solución de los problemas que aquejan a las grandes mayorías y que permita construir un territorio urbano en paz con justicia social.

Por: Agencia de Comunicaciones Prensa Alternativa Cauca -ACPA Cauca-
11 de julio de 2017

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s